• Una silla de ruedas para bañarse en el mar

    Las sillas de ruedas no se llevan bien con la arena de playa ni con el agua de mar. En los noventa se inventó la silla anfibia, que gracias a sus anchas ruedas de plástico se mueve por la arena y flota en el agua.

    Las sillas anfibias permiten a personas con movilidad reducida disfrutar del baño en el mar, con la ayuda de otras personas que pueden ser sus familiares, socorristas o personal especializado en atención a personas con discapacidades.

  • Separa tus residuos también en la playa

    “No dejes tu huella” es el lema escogido por el ayuntamiento de El Puerto de Santa María (Cádiz) para la campaña de correcta separación de residuos. En las playas de este municipio se recoge de forma selectiva el vidrio, papel y los envases. Junto a los contenedores, puede encontrarse información sobre la problemática de los residuos.

  • La celebración de San Juan ya no degrada el Espacio Nacional de las dunas de la playa de O Vao, en Vigo

    ¿Quién no ha saltado una hoguera en la noche más corta del año? Las hogueras de San Juan son una tradición en casi todo el litoral español. En muchas ocasiones, se organizan en las playas, lo cual supone un gran impacto para el medio natural. A los restos de maderas y cenizas, se suman todo tipo de residuos plásticos procedentes del botellón que a menudo acompaña a esta celebración.

  • Playas Libres de colillas

    La arena de playa puede parecer el lugar ideal para apagar una colilla. El problema reside en que una colilla tarda más de un año en desaparecer y debido a su pequeño tamaño, escapan de la criba de las máquinas limpiaplayas.

  • A la playa, mejor en bici

    Como decía Fernando Fernán Gómez “las bicicletas son para el verano”. La bicicleta es el mejor medio de transporte para ir a la playa en muchos lugares de la geografía española. Es por ello que muchos municipios costeros disponen de carriles bici que conectan los núcleos urbanos con las playas, y se dispone de aparcabicis en las playas para poder dejar la bici con tranquilidad mientras se disfruta de la playa.